21 junio, 2018

Soraya Chico

¿Quíen soy?

Mi nombre es Soraya Chico y he cursado los estudios de Formación de Grado Superior de Dietética en la Escuela Profesional Javeriana, ante la gran satisfacción y fascinación por la alimentación y el funcionamiento de nuestro organismo opte por adentrarme más en este mundo y estudié 3 años Naturopatía en la Escuela Thuban.

En estos momentos profesionalmente me dedico a pasar consulta de Dietética, Naturopatía y Flores de Bach en el Herbolario Altomira y en la Clinica Valdelasfuentes. Compagino esta actividad con la atención y asesoramiento en el Herbolario Altomira junto con la impartición de cursos orientados a la medicina natural. Además colaboro con la asociación AMIA a través de charlas gratuitas orientadas a la alimentación y la salud.

Podéis conocerme también en la página www.trucosnaturales.com donde ademas de aquí escribo algunos post orientados especialmente a aprender a alimentarnos.

El cuerpo humano es un organismo que tiene la capacidad de curarse a sí mismo (“la verdadera curación proviene de nuestro interior”), pero para ello hay que escucharlo y darle apoyo nutricional, emocional y cuidados adecuados.
Tenemos que ser conscientes que nuestro organismo está expuesto a vida sedentaria, comidas incompletas y rápidas, contaminación, estrés …y que ante esto hay que ayudarle para que no se produzca una alteración en su funcionamiento.

Lo que considero importante

La energía que le damos al organismo a través de los alimentos es la que sostiene nuestra vida.

Cuando no consumimos lo adecuado es cuando perjudicamos a nuestro organismo alterando las funciones.

Actualmente la dieta que llevamos es insuficiente y no equilibrada, pues abusamos de alimentos precocinados y pre hechos que carecen de valor nutritivo (son alimentos muertos) y no comemos aquellos que nuestro cuerpo realmente necesita. La cocción y el procesamiento industrial de los alimentos destruyen los nutrientes vitales, y es en este desequilibrio donde se encuentra el origen de la mayoría de las enfermedades de la vida moderna.

Además debemos tener en cuenta que dependiendo de edad, sexo, actividad física, ritmo de vida, alteraciones de la salud … las necesidades cambian.

“Que tus alimentos sean tu medicina” (Hipócrates).